Solfrut, una empresa agrícola argentina, y el gobierno de la provincia de San Juan se han unido para invertir U$S 14 millones en la planta de la compañía, que se convertirá en la más grande de Sudamérica una vez completadas las obras.

La planta será responsable de embotellar el 30 por ciento del aceite de oliva que se consume en el mercado tanto en el mercado interno, como así también el destinado a la exportación a Brasil.

El proyecto, que se ha dividido en tres fases, se completará en 2021. La primera etapa se terminará en junio, cuando la capacidad de almacenamiento de la planta se incremente a 2,000 toneladas. Al final del proceso, se instalarán tanques de almacenamiento aún más grandes.

«Será la planta más grande de América Latina», dijo José Chediack, presidente del grupo Phronesis, controladora de Solfrut, «[Cuando se complete], tendrá una capacidad de 4,000 toneladas».

La segunda fase incluye la renovación de la prensa para modernizar todo el equipamiento de extracción y se espera que se haga a tiempo para la cosecha 2020. La tercera fase será la modernización y ampliación de la sección de embotellado de la planta.

Lectura sugerida

Crean aceite de oliva ultrapremiun con microalgas marinas

Este nuevo aceite, 100 % natural y vegano, ofrece un mundo distinto e ilimitado de posibilidades gastronómicas y culinarias.

«La idea es invertir en San Juan y que sirve para el crecimiento y el desarrollo de la provincia», dijo Chediack. «Es, sin lugar a dudas, la planta más importante de toda América Latina».

«Desde aquí, en San Juan, procesaremos aceite de oliva para nuestros supermercados», agregó. «Este es un trabajo para la gente de San Juan y es muy importante».

Resultado de imagen para solfrut
El gobernador de San Juan Sergio Uñac durante el acto de inaguración de parte de las obras.

Actualmente, la planta emplea a 200 personas y, una vez que se complete la expansión de tres fases, Solfrut espera aumentar la fuerza laboral en un 15 por ciento.

Varios funcionarios del gobierno asistieron a la ceremonia de inauguración.

Sergio Uñac, el gobernador de la provincia, y Mario Martín, el alcalde local, dijeron a los asistentes a la ceremonia que esperan que el proyecto genere empleos bien remunerados que beneficien a la economía de la provincia.

Lectura sugerida

¿El aceite de oliva es mejor que el viagra?

Los hombres que seguían la dieta mediterránea con mucho aceite de oliva registraron una disminución de la impotencia de hasta un 40%.

Uñac dijo que ve el cultivo de olivos y la producción de aceite de oliva como una inversión sostenible tanto para la provincia como para el resto del país. Espera que este tipo de inversiones puedan ayudar a aumentar las exportaciones de aceite de oliva de Argentina, así como a estimular el consumo interno.

Vista de parte de la maquinaria que tiene la nueva planta aceitera que construye el grupo Phronesis, a través de su subsidiaria Solfrut,

«Este es el camino a seguir, no solo en la provincia sino también en el país», dijo. «Entendemos que tenemos que hablar más sobre la producción, el consumo y las exportaciones, pero primero reactivar el mercado interno, eso es lo más importante».

La falta de infraestructura adecuada para la producción de aceite de oliva es uno de los mayores desafíos que enfrenta Argentina a medida que continúa creciendo el sector. Varios miembros prominentes de la industria argentina del aceite de oliva dijeron a Olive Oil Times que expandir la planta es un paso en la dirección correcta.